+ 1

La falta de gol se paga

La clave está en el gol. Contra el Recre se sospechó y contra el Getafe se demostró. Este equipo no tiene gol. Sus delanteros, esos que directiva y prensa tilda de prometedores y en algún caso particular de estratégicos, no tienen capacidad de aprovechar ni hasta una docena de ocasiones de las que en fútbol se denominan claras. Los equipos de esta liga BBVA compran el gol, pagan por el gol. Nosotros, que de eso tenemos poco, lo vendemos. Sé que es ventajista acordarse de Aduriz, pues tampoco tengo claro que él hubiese materializado alguna ocasión ayer, pero ver que nuestra alternativa en ataque es Iñigo Vélez de Mendizábal me preocupa. Espero poder rectificar, algo que haré gustoso en este blog, pero me pareció un auténtico tronco.

Dicen algunos que hay que quedarse con lo positivo, con el buen juego, con las ocasiones creadas. Es cierto, el equipo mostró la mejor imagen que se recuerda en varias temporadas, pero insisto, me preocupa la falta de acierto. Ver que el Getafe con tres ocasiones de gol se llevó el partido se puede considerar injusto, pero ya sabemos que eso en el fútbol no existe. Víctor Muñoz dijo que el resultado fue excesivo, lo que deja a las claras que con el empate se hubiese dado con un canto en los dientes.


De lo positivo, el juego de Orbaiz y Yeste en la media. Lo negativo, al margen de lo dicho, los cambios de Caparrós, pues la entrada de Javi Martínez coincidió con el bajón en el juego del Athletic. Gabilondo, inexistente, dio el relevo a un del Olmo que aportó poco, para decepción de todos esos que siguen creyendo que en esta liga en la que cada vez la diferencia de calidad de agrava, nosotros vamos a encontrar un Robinho de Barakaldo que ha obtenido una tesis de juego en el Eibar.


Ocio, nervioso en la primera parte, y Amorebieta, muy serio, se cargó una vez más de una tarjeta fruto de su exceso de ímpetu.


Balenziaga se mostró como un jugador correcto, pero seguro que para la prensa, esa que ensalzó a Casas primero y Koikili después, ya no es como parecía después del partido contra el Valladolid, el Cafú de Zumarraga, pueblo de Josu Jon Imaz, detalle este que quiero que sirva para enlazar con el Alderdi Eguna del que hablaré también esta semana.


Del árbitro, mejor no hablar. Ya lo comentaba yo con Kevin a la entrada, a mi me parece de lo peorcito de primera y ayer lo demostró. Al parece este hombre ha sido árbitro de balonmano antes que de fútbol y no tiene claro si tocar el balón con las manos en el área está permitido.


En lo social, seguimos con marejada. Aparece un grupo para criticar el patrocinio en la camiseta, bajo el lema de Petronor ez Athletic Bai, (olé por nuestra imaginación), y a la que añadir la reaparición de la plataforma Athletic Eup!, con sus mechas y melenas, para recoger firmas con objeto de forzar en la asamblea que se responsabilice a Lamikiz por la sentencia condenatoria al pago de 5 millones de euros por el caso Zubiaurre. Curioso, porque me gustaría que me expliquen cómo se responsabiliza a una directiva, cuyas cuentas ya se han aprobado por la asamblea, por parte de los mismos socios que han dado su beneplácito a esos números, ¿es que los socios no tenemos responsabilidad también en este caso, aunque sea por omisión?. Hablando de compromisarios, parece que la directiva sigue en sus trece de modificar los estatutos para evitar que los compromisarios se perpetúen en el cargo. ¿Y de los directivos? ¿No es tan malo, o peor, que, por ejemplo, Fermín Palomar sea directivo for ever?
Si te ha gustado o te ha parecido de interés esta entrada, cómpartela y ayuda a difundirla. Eskerrik asko.

1 comentario

  1. Pues yo con el Athletic estoy bastante contento. TAL Y COMO YO PRONOSTIQUÉ se ha demostrado que ahora que no hay dinero vamos a sufrir mucho menos porque la mediocridad abunda. Además van a andar mal justamente los clubes que yo pronostique: Los recién ascendidos, el Recre, el Racing y el Valladolid. El Almería y el Getafe por contra van a andar bien. En un año con equipos ponzoña como este sería imposible que el Zaragoza bajara como el año pasado con el plantillón que tenía. Así pues, creo que podremos tener unos años tranquilos, eso si, aspirando a quedar los décimos como mucho, o llegando a una semifinal de copa con 2 o 3 internacionales, que con nuestra política no aspiramos a nada más.

    Del Athletic lo peor es la delantera, está claro, de todas formas pocos equipos de primera tienen ya buenos goleadores. Ion Velez parece un jugador interesante, hiperactivo, y Llorente de cabeza contra Valladolid y Almería (El partido del domingo no lo vi)se muestro casi imparable, remató hasta desde el área pequeña, lo cual teniendo a David Lopez más espabilado com está que las pone donde quiere es buena noticia. A Iñigo Velez de Mendizabal Fernández de Garayalde, a ver si se casa mi hermana con este marqués, menudo partido, le ocurre que al ser tronco le cuesta coger la forma, y como no le dan partidos pues no la va a coger en la puta vida, terminará cedido en el Eibar o en el Córdoba.

    Otra cosa que me ha gustado bastante ha sido Caparros, primero rectificando rápido y quitando de la banda a Yeste y luego dejándole en el banquillo varios partidos. Todos los entrenadores aseguran que no se casan con nadie pero algunos además lo demuestran. En este equipo más allá de la calidad por una vez desde hace mucho tiempo hay competencia por los puestos. El que quiera jugar tendrá que trabajar y eso va a hacer crecer a todos los jugadores. No me extrañaría que en un par de años tuvieramos 2 o 3 jugadorazos, de los de frotarse los ojos y decir "Quien te ha visto y quien te ve"
    Me gusta mucho este de Utrera.

    ResponderEliminar

Este blog lo hacemos entre todos, por lo que no sólo se agradece tu opinión, sino que es necesaria para enriquecerlo. Los comentarios, una vez enviados, se publican automáticamente, no están moderados y aunque en cinco años no ha sido necesario, nos reservamos el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje inapropiado, spam o resulten ofensivos.

Aldez aurretik, eskerrik asko. Gracias por anticipado.