+ 4

La táctica de moda contra el juego del Barça



En el segundo partido de liga ocurrió lo impensable, el Barça perdió en su campo contra el Hercules. De inmediato todos los analistas de los equipos pidieron el vídeo del partido y se pusieron a escrutar el sistema que había utilizado el equipo alicantino para semejante hazaña. Se llegó a la conclusión de que el principal factor del éxito herculano había consistido en colocar los defensas muy juntos entre ellos y defendiendo casi exclusivamente la parte central del área. Al Barça en algunos partidos se le han contado hasta siete carriles de ataque, esto es siete atacantes de manera ordenada y a la vez enfrente del área contraria, cosa que no hace ningún equipo del mundo. Los alicantinos optaron por ceder las bandas y se apelotonaron en el centro, pensando que así evitaban que los Messi, Villa etc. se plantaran por el centro con un desmarque solos delante del portero, en el peor de los casos si un jugador culé llegaba a línea de fondo tendría que pasar al centro y allí ellos tendría la superioridad.

Esta receta no es nada nuevo, pero como la cosa había salido bien Preciado la utilizó con su Sporting en el partido del Camp Nou. Apelotonó a los defensas de manera exagerada, muy juntos, con muy poca separación entre ellos, y para tapar las subidas de Alves saco de interior a la “Cobrita” Lora, un lateral físico de la cantera del Real Madrid al que llaman así por su cierto parecido físico con Ilie. La cosa fue también bastante bien, sobre todo teniendo en cuenta que el Sporting estaba plagado de suplentes.

Personalmente creo que el bajo nivel del Barça se debe principalmente a que los mundialistas han empezado la liga en baja forma, sin pretemporada, lo cual en mi opinión da más mérito al arranque que están teniendo Llorente y Javi Martínez, pero desde luego la idea de apelotonar a los defensas en la parte central me parece una táctica acertada. El Barça cuando hace su despliegue ofensivo con seis o siete jugadores en todo el ancho del campo es inabarcable, con lo cual lo mejor que puede hacer uno es hacerse fuerte en el centro, que al final tienen que pasar por ahí si o si.

Por ello creo que el Athletic el sábado jugará con los defensas más juntos que nunca y que otros equipos también optarán por esta táctica.
Eso si, hay que aclarar que una cosa es la teoría y otra muy diferente la práctica, que como dice el refrán “Al freir será el reir”.

Saludos del Tigre y Aupa Athletic.
Si te ha gustado o te ha parecido de interés esta entrada, cómpartela y ayuda a difundirla. Eskerrik asko.

4 comentarios

  1. Yo creo que debe ser un partido muy físico, de presión constante sobre todo en el centro del campo. Me preocupa el flanco izquierdo, no sé si jugará Gabilondo, pero de hacerlo tiene que entregarse mucho más que lo que lleva haciendo este año para ayudar a un Aurtenetxe al que le puede venir muy grande el partido, y un Amorebieta en horas bajas.

    Lo de la delantera es una incógnita. La falta de Llorente puede ser letal para los interes del Athletic, puesto que en este tipo de partidos siempre es la referencia arriba que permite tener a los centrales pendientes de él, aunque tampoco me disgusta la posibilidad de poder jugar con los jugadores con movilidad y velocidad arriba, tipo Muniain e Igor Martínez, que puedan aprovechar los balones que roben los Gurpegi, Javi y Orbaiz.

    Veremos, en cualquier caso, es un partido en el que siempre hay mucho que ganar.

    ResponderEliminar
  2. En el estado de forma que se encuentra el Athletic y el Barca sin Messi es un partido para sacar algo positivo, contando con supuesto con la ayuda del portero al q no le pido más q no cante pq parar ya sabemos q no sabe.

    Athletic!!!

    ResponderEliminar
  3. ¿No juega Llorente? ¿Porque? Yo sin Toquero y Llorente no veo posibilidades, si se confirma me voy a la casa de apuestas rapidamente.

    Saludos del tigre

    ResponderEliminar
  4. El Athletic en casa contra el Barca suele tener 25-30 minutos en los que se lanza a presionar al Barça a tope en campo contrario, normalmente en el primer tiempo. En esos minutos San Mames aprieta y es el momento que hay que aprovechar para marcar. Luego como es normal llega el cansancio, como no hay fuerzas para la presion hay que jugar mas replegado y el Barça termina imponiendo su juego.

    Si aprovechamos esos 25-30 minutos de presion y marcamos hay opciones.

    El Tigre

    ResponderEliminar

Este blog lo hacemos entre todos, por lo que no sólo se agradece tu opinión, sino que es necesaria para enriquecerlo. Los comentarios, una vez enviados, se publican automáticamente, no están moderados y aunque en cinco años no ha sido necesario, nos reservamos el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje inapropiado, spam o resulten ofensivos.

Aldez aurretik, eskerrik asko. Gracias por anticipado.