+ 9

La triste realidad de esta Liga

El cierre de semana no ha podido ser más dantesco para aquellos que pelean por el reparto del dinero de las televisiones. Mientras el Athletic, uno de los cabecillas de la revuelta, recibía un sopapo en el Bernabéu a la vez que miraba de reojo a su rival copero, el Barcelona, que sentenciaba a Lillo como técnico evidenciando que el Almería es fiel reflejo de la liga que Florentino y Sandro, Pérez y Rosell, quieren: un paseo militar donde la única duda esté en quien de los dos actores principales se lleva el gato al agua, en medio de la algarabía del puente aéreo mediático, donde se ve, lee y escucha cada vez de todo menos información con rigor. Es el show. El Show Business.

Lo peor de todo es el conformismo de aquellos que sentados a la mesa que preside el ser superior se conforman con las migajas. Lo demostró Izco, ese presidente populachero, que prefiere firmar con los ojos cerrados un contrato que le condenará de por vida; pero él es feliz, al fin y al cabo ha recibido un trozo del pastel mayor del que le corresponde, mínimo, pero mayor, mientras observa con alborozo como Sevilla, Athletic o Villarreal se ponen granates por verse condenados a ingresar lo mismo que un vulgar Hércules.

De poco le servirá al Athletic la pataleta. Como de poco le valdrá las declaraciones de Llorente, ese delantero objeto de deseo del universo merengue, que el sábado aprovechó para ponerse en el escaparate de las boutiques de Castellana, mucho más frecuentadas por pudientes que las de una capital de provincias. Y ya sabemos que Don Floro, como buen nuevo rico, no tiene problemas en tirar de chequera si las encuestas tunneadas de Inda le indican que el de Rincón de Soto es lo que su amada y caprichosa afición quiere.

Porque hablar de fútbol es triste cuando encajas cinco goles. El partido contra los de Chamartín sirvió para que aumente la preocupación por la bipolaridad de un Athletic que, a medida que avanza la primera vuelta, naufraga con estrépito contra los llamados a luchar por Europa. No ha sido peor que sus rivales en la mayoría de los encuentros (Valencia, Sevilla, contra el mismo Madrid) pero encaja goles con una candidez propia de un equipo de benjamines.
Caparrós, al igual que le sucede cuando juega contra el Sevilla, se pone nervioso cuando sabe que tiene el foco mediático pendiente de sus pasos. Así, cada vez que viaja al Bernabéu intenta hacer de entrenador, no vaya a ser que por casualidad se de la campanada sin que se note la mano del técnico. Si el año pasado sorprendió a propios y extraños con su propuesta para la delantera, el sábado colocó a Amorebieta en el lateral izquierdo, algo que sólo sirve para sublevar, más aún, a los que no entendemos que en una plantilla existan 4 laterales izquierdos.

En Madrid gustó el Athletic. Condescendiente la prensa, reconoce que el varapalo es excesivo para los méritos de unos y otros, pero destacan las diferencias: la precisión de sus delanteros y su solvencia defensiva, sobre todo bajo palos.

Los penaltis, ridículos, innecesarios; la falta de contundencia defensiva y la blandura en los remates hundieron al Athletic, voluntarioso, pero demasiado tierno para un equipo blanco al que su técnico le ha dado una mordiente que antes no tenía.

Y los errores tuvieron nombres propios. Como el de Susaeta, que volvió a encabezar la manifa, portado la pancarta del estrambote. De este chaval parece que no se puede esperar ninguna resolución razonable. Vamos, como del juez Garzón. El penalti que comete, máxime con un Undiano siempre dispuesto a garantizarse el Guruceta que otorga el diario Marca, es, simplemente, ridículo. Su desacierto en los pases finales, desesperante.

Hablar de Gorka Iraizoz, ese navarro que ha decidido cada domingo dar conciertos de guitarra, sonrojante. Toca de oído y, además, se empeña en pedir por los recitales como si tocase Paco de Lucía. ¿Dónde pretende el Athletic ir con tanto fallo?

Pocos serán los que hoy hablen ya de las posibilidades de eliminar en Copa al Barcelona. Con estas trazas, con un equipo bienintencionado pero más inocente que una pela de cromos, poco futuro esperanzador existe. Al menos a corto plazo.

Tiempo ha tenido el entrenador para ajustar el juego, el sistema e, incluso, la plantilla. Cierto que este año el equipo juega mejor en ataque. Llega algo más y crea más peligro. Pero en defensa es catastrófico. Y no es una mera cuestión de nombres. Algo falla. De manera dramática, además. Se llame Iraizoz, sea Amorebieta, pase por Ustaritz o se apellide San José. Solo falta ya probar con Ocio. Pero no funcionará, lo sabemos, porque sucede algo más profundo.

Falta carácter, contundencia –bien entendida- y, seguramente, concentración. La jugada del primer gol, donde Higuain -un crack al que sólo penaliza que no se haya pagado por él una millonada- arranca la cartera a los centrales es más que representativa.
Que pase la semana, lo antes posible, y sólo cabe ganar a Osasuna. Esa parece ser la vía.
Si te ha gustado o te ha parecido de interés esta entrada, cómpartela y ayuda a difundirla. Eskerrik asko.

9 comentarios

  1. Zorionak Gon,cada vez escribes mejor y relatas con mas acierto los partidos de nuestro equipo.el del sabado,condenado a la derrota,y lamentable en defensa. Ah! Y cada vez me da m asco el madriz,con esos portugueses/gitanos provocadores y chunteros de discoteca barata. Por no hablar de su prensa (dolor de oidos los de la secta)

    A pensar en san mames,seamos realistas,no es nuestra liga

    ResponderEliminar
  2. Gontzal, una vez más debo decirte que tus artículos son para leerlos y releerlos varias veces.
    Nuevamente me ha encantado tu nota y coincido con cada cosa que planteas, en especial, con todo lo concerniente a la repartija de los dineros de la Televisión, porque aquí ocurre exactamente lo mismo -claro que en montos mucho menores- pero la escencia es la misma.
    La parte mayoritaria de la torta es para Boca y River, luego una segunda linea, una retaguardia -a años luz- y finalmente los "desclasados"
    Te lo dice alguien que es de Boca hasta el tuétano, pero al que no le gustan estos procederes. Si al fin y al cabo, los más poderosos acaban derrochando el dinero en una orgía de fichajes por los que nadie rinde cuantas al final del ejercicio contable.
    Volviendo a la Liga ... es que no se dan cuenta que de ese modo se envilece el producto final? ... a quien le apetece una competición donde -como bien señalas- el único acertijo pase por saber cual de los dos equipos saldrá campeón al final del torneo?

    Asi las cosas, coincido con el párrafo final de darthtxelos:
    "A pensar en San Mames,seamos realistas,no es nuestra liga"

    Una vez más Gontzal, Felicitaciones!

    ResponderEliminar
  3. Darth Txelos estoy de acuerdo en que la liga del Barça y del Madrid no es la nuestra, creo que no es la nadie, y que todo pasa por puntuar en casa, pero sigo pensando que esta plantilla, y más en esta Liga, tiene nivel como para dar un salto en la clasificación que sólo se puede dar sacando puntos fuera. Sobre lo de ser realista, ¿vas a salir del armario txuri-urdin? ;-)

    Héctor, aun siendo bocudo seguro que si te gusta el deporte, como estoy seguro, preferirás una liga mínimamente competida a esta especie de circo romano que quieren montar en la Liga española en la que el león acaba devorando siempre a los cristianos. Bueno, el símil creo que no podía estar peor traído viendo el 5-1 del sábado :-)

    Gracias a los dos por los comentarios.

    ResponderEliminar
  4. Ese Madrid de 400 millones de € que compite en la liga española contra equipos que no superan en ningún caso los 100 y en algunos no llegan ni a 30, no sólo aplasta a sus enemigos futbolísticamente (algo totalmente normal, dada la abismal diferencia económica) sino que también los humilla fuera del campo, como fue el caso del Sporting o ayer con el Ajax, cuando ganando 0-4 protagonizaron ese show bochornoso de las expulsiones de Ramos y Alonso.

    Con todo, lo peor es el coro de lameculos que hay detrás de Mourinho, que le jalean día tras día. Ayer llegué a escuchar a uno de ellos que Mou era un genio por haber ideado lo que sucedió ayer.

    Para un equipo como el Madrid, si no gana la Liga y/o la Champions es un fracaso estrepitoso. Veremos qué pasa.

    ResponderEliminar
  5. Coincido contigo Manolete.
    Triste "sainete" se han montado con lo de las dos expulsiones.
    Hacía falta? ... al Madrid, le hacía falta?
    "cosas vederes Sancho"
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Estoy de acuerdo contigo Gontzal en lo referente a Susaeta e Iraizoz. Del centrocampista poco más puedo decir que para mi no tiene nivel para jugar en el athletic. Tiene fallos de juvenil como es el penalty, pero lo que más me desespera es verle hacer los pases sencillos al contragolpe. ¿es tan dificil explicarle que si tiene un compañero corriendo cerca suyo tiene que darle el balón adelantado para que no tenga que pararse para recibirlo?
    Del portero, pues bueno, fue de "gallito" con sus declaraciones, para mi haciendo de menos al athletic. Con lo fácil que es decir que quiere seguir pero que depende de muchas cosas, pero no, lo que quería era estirar la cuerda para su renovación. Pues bien, la cuerda se está tensando pero a favor del athletic. Ofrta a la baja para él.
    Otro que creo que merece un análisis es San José. Me parece excesivamente lento y tampoco le veo tan sobrado como mucha gente dice con el balón en los pies. De todas formas, apuesto por su continuidad para que coja experiencia a ver si podemos sacar un buen jugador de él. Personalmente, he echado en falta en muchos partidos a Amorebieta, creo que le da al equipo algo que no le da nadie más y no nos olvidemos que es un jugador que en verano tenía un valor en el mercado de 12 millones.
    En cuanto al reparto de los derechos de televisión, todo lo que está pasando me asombra. ¿como puede haber presidentes que estén de acuerdo? Me parece perfecto lo que quiere hacer el athletic junto con otros clubs.Es más, yo haría una propuesta de cobrar todos lo mismo. Así seriamos 18 equipos contra 2 y ahora a negociar...

    ResponderEliminar
  7. Se me olvidaba comentar que me parece perfecto lo que ha hecho el Madrid con las tarjetas. Esto es deporte de alta competición. Peor sería forzarlas haciendo una entrada a destiempo.

    ResponderEliminar
  8. Y si es tan perfecto y tan legal ¿por qué lo niegan cuando es más que evidente? uno no esconde algo de lo que no tiene que avergonzarse. Hay otras maneras de forzar una tarjeta que no sea reirse de un adversario al que has vapuleado.

    Tiene más delito cuando has acusado semanas antes a un modesto equipo como el Sporting de salir con suplentes y adulterar así la competición y ahora te dedicas a reservar jugadores forzando tarjetas de cara un partido contra el Auxerre, donde hay mucho en juego para éstos y el Ajax.

    ResponderEliminar

Este blog lo hacemos entre todos, por lo que no sólo se agradece tu opinión, sino que es necesaria para enriquecerlo. Los comentarios, una vez enviados, se publican automáticamente, no están moderados y aunque en cinco años no ha sido necesario, nos reservamos el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje inapropiado, spam o resulten ofensivos.

Aldez aurretik, eskerrik asko. Gracias por anticipado.