+ 3

Marcando el rumbo a seguir en liga

Ni el viento sur, ni los petrodolares invertidos en el PSG fueron escusa. El Athletic continuó con la línea de fútbol practicado contra Málaga o Villarreal, que tuvieron el importante pero del resultado, para continuar sin conocer la derrota en partido europeo. Parece afianzarse el estilo Bielsa, ese que apuesta por la posesión del esférico y por buscar la portería con denuedo.

Volvió Marcelo Alberto a variar la puesta en escena, con un curioso esquema que algunos quisieron asemejar erróneamente al de Caparrós. El 3-3-3-1 del pasado sábado dio lugar a una defensa de cuatro con Aurtenetxe de nuevo en el lateral y un centro del campo con un Javi Martínez que ligeramente adelantado a Ekiza y Amorebieta amargó la existencia al temido Pastori. Por delante del de Aiegi se situó de Marcos, rápido, incisivo y versátil, para actuar de enlace con un Muniain que, ayer sí, estuvo más cerca del área rival.

El partido fue vibrante por momentos, con un Athletic lanzado desde el pitido inicial, pero sin caer en excesos físicos, haciendo mover el balón con velocidad y sin obsesionarse en sacar exclusivamente el cuero tocado desde atrás. Si se hubiese variado este detalle en los partidos contra Rayo y Betis otro gallo cantaría en la clasificación liguera.

El juego, de nuevo, se transformó en una continua llegada de los rojiblancos a área francesa, en momentos, incluso, con superioridad numérica, pero el equipo tiene su mayor debe en el escaso rendimiento que saca a su ingente producción ofensiva. El desacierto en el remate, además, se convirtió en su peor enemigo. Numerosas jugadas que debieron finalizar con tiro a puerta acabaron convirtiéndose en peligrosas contras de los parisinos. Por ahí vinieron los momentos de desajuste, con el equipo estirado, con excesiva distancia entre los dos centrales y con un Iraola que tuvo problemas a la hora de cerrar su banda, principalmente los últimos veinte minutos de la primera parte, con ventaja ya en el marcador tras golazo de Gabilondo de volea que finalizaba una brillante jugada de ataque.

El arbitraje estilo UEFA del holandés Bas Nijhuis evitó que Iraizoz terminara expulsado en una salida que se vio obligado a hacer tras una contra del PSG forzada después de un sorteo de balón por parte de un Amorebieta que sufre a la hora de tener la responsabilidad de repartir juego. La decisión del trencilla, que se hubiese saldado con roja en Liga, compensaba un penalti no señalado previamente a Llorente. Con todo, el juez de la contienda interfirió poco en el partido, dejó jugar, evitó señalar faltas absurdas y no abusó de las tarjetas, salvo con Sissoko, que se auto expulsó por dar una coz a Muniain cuando ya estaba amonestado.


La segunda parte resultó sencilla. El PSG asumía la derrota y evitaba el desgaste pensando en su próximo partido contra el Lyon mientras el Athletic ponía en práctica el juego que su entrenador preconiza. El público hubiese merecido algún gol más, pero Llorente sigue sin brillar y la entrada de Iturraspe, Toquero e Ibai tampoco contribuyó a la creación de peligro.

Continúa en buena línea de juego el Athletic, pero tiene algunos debes. Al evidente déficit de puntos en la tabla liguera se le añade la necesidad de finalizar las jugadas de ataque correctamente, mejorar la eficacia de cara a puerta rival y realizar mejor el repliegue defensivo. Tampoco debe olvidarse el potencial que este grupo tuvo a balón parado. Todo un activo.

Pero hay que quedarse con lo positivo. Con que de Marcos sigue cotizando al alza; Gabilondo, Guadiana él, sigue marcando golazos; Ekiza rinde a niveles de zaguero internacional; y Susaeta, a pesar de tener en las jugadas definitivas una tasa de acierto inferior a la mía con el Euromillones, parece que aporta al equipo bastante más que antes.

Donostia debiera ser testigo de la primera victoria zurigorri. Daría mucha moral a la tropa. No solo a la que viste de corto. También a la que ayer en el descanso ingería el bocadillo con una sonrisa.
Si te ha gustado o te ha parecido de interés esta entrada, cómpartela y ayuda a difundirla. Eskerrik asko.

3 comentarios

  1. Lo mejor de todo es oir por ahi que ayer se ganó por recuperar el estilo Caparrós!!! Jódete y baila!

    ResponderEliminar
  2. Sí Jorge, pero si el que lo dice es el bizconde de la SER, es como oír llover.

    Prepárate para la victoria en Anoeta, hombre de poca fé ;-)

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado mucho el final de la crónica. Lo del bocadillo y la sonrisa ha sido genial, Gontzal.

    ResponderEliminar

Este blog lo hacemos entre todos, por lo que no sólo se agradece tu opinión, sino que es necesaria para enriquecerlo. Los comentarios, una vez enviados, se publican automáticamente, no están moderados y aunque en cinco años no ha sido necesario, nos reservamos el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje inapropiado, spam o resulten ofensivos.

Aldez aurretik, eskerrik asko. Gracias por anticipado.