+ 3

Mal encuentro, pase copero y necesarias vacaciones

El objetivo era pasar de ronda, y así se hizo, por lo que el Athletic llega a las merecidas (y necesarias) vacaciones invernales con los deberes más que hechos. Primero de su grupo en la Europa League, garantizada su presencia en el bombo copero del sorteo del viernes y con una posición desahogada en Liga, sin bien demasiado alejada de los puestos de honor pese a los méritos deportivos. Con todo, quedan más de dos semanas para hacer balance.

Con respecto a la ronda copera, el partido de vuelta volvió a poner de manifiesto lo poco que hay que ganar en estas eliminatorias y lo mucho que perder. Sólo basta mirar los resultados para comprobar que año tras año el torneo del KO sigue deparando sorpresas que cuestan el puesto a entrenadores. La jornada de ayer no fue, tampoco, excepción.

Por ello, Bielsa apostó por dar continuidad a sus ideas ordenando que jugase el once habitual, mermado por la baja de Oscar de Marcos que cedió su sitio a un Iñigo Pérez al que el Oviedo no dejó desplegar su juego. No comenzó el Athletic mal, mandón en el campo y con velocidad, y cuando todo apuntaba a que la eliminatoria podría resolverse rápido, Pacheta supo reposicionar a sus hombres para eliminar la teórica diferencia.

Adelantado el Oviedo, presionando incansablemente en el centro del campo, anuló la línea de creación de los rojiblancos y dificultó la circulación de balón. Iturraspe se vio obligado a iniciar el juego incrustado en la línea de centrales pero sólo consiguió que el encuentro se trabase, con continuas pérdidas de balón en la zona ancha y sin circulación hacia unas bandas en las que el agotado Susaeta y el desaparecido Muniain no aportaban la salida necesaria.

El Oviedo apretaba, intentaba sorprender en velocidad, pero tampoco encontraba la portería de Iraizoz por la agilidad de Javi Martínez y un cada vez más asentado Amorebieta, aunque demostraba la ambición, valentía y dignidad que fueron incapaces Granada, Racing o Zaragoza. La tediosa primera parte dio paso a una segunda en la que Bielsa volvió a evidenciar con un cambio que lo que veía en el campo no le satisfacía.

Dado que la defensa era la línea de creación por la presión ovetense optó por situar en la zaga a San José, el central con mejor salida de balón según su parecer, y resituar a Iturraspe más adelantado en sustitución de Pérez, manteniendo la línea de tres centrales. El esquema, invariable, tampoco surtió demasiado efecto. La entrada de Ibai por el apagado Susaeta tampoco dio demasiada profundidad, aunque el pase de los minutos y la constatación de la diferencia de fondo físico entre el fútbol de élite y el de bronce hicieron mella en los asturianos.

Poco a poco el Oviedo cedió en su presión, aminoró su marcha y el Athletic se sintió más cómodo. Un buen servicio de Ibai fue rematado por Toquero al larguero y de una contra bien llevada por Muniain, en lo poco positivo que aportó al equipo, llegó el gol de un Herrera que sigue acumulando méritos para convertirse en el líder del grupo, por fútbol y personalidad.

Ahí murió el encuentro. Debió hacerlo antes, seguramente en Oviedo, pero lo importante era el pase. El entrenador reconoció que la victoria era justa pero hizo autocrítica sobre el juego, algo reconfortante. Nadie se escudó en la clasificación para dar por bueno un juego que no conduce a nada. Quienes contra todo impedimento se desplazaron a San Mamés, los que bajamos al bar, esperábamos más del partido. Porque por una cosa u otra, las buenas intenciones del banquillo no acaban de dar una alegría completa. Con todo, la hoja de ruta debe mantenerse invariable.
Si te ha gustado o te ha parecido de interés esta entrada, cómpartela y ayuda a difundirla. Eskerrik asko.

3 comentarios

  1. Me gustó Ibai. De Herrera y Muniain, poco salvo el gol. Susa, ni eso. Creo que el de Santutxu se merece más oportunidades.

    Me preocupa que no seamos capaces de jugar más que al trantran, sin velocidad ni movilidad. Así no ganamos partidos. Ah, y como dices, el Oviedo de Pacheta bastante mejor que unos cuantos de los primeras que nos han visitado.

    Buen oído el del cuarto árbitro; me parece que al bueno de Vivas ya le han tomado la matrícula. Eso sí, nuestro Marcelo enfadado, hasta que se puso en preferencia lateral, justo detrás del banquillo :-)

    ResponderEliminar
  2. Sin querer lanzar las campanas al vuelo ni pretender prender la mecha de la desaforada euforia que sin duda se desatará en el entorno del Athletic y que tanto daño nos suele hacer, nos ha tocado en suerte el más benevolente sorteo de la historia.

    Athletic-Albacete en octavos de final, el que salga del Real Sociedad-Mallorca en cuartos y el que salga de los Córdoba-Espanyol y Mirandés-Racing en semifinales. En el caso de pasar, no nos encontraríamos con los cocos del torneo hasta la final, ya que Barça, Madrid, Valencia o Sevilla quedan en la otra parte del cuadro.

    Sin desmerecer a nadie creo que el Athletic debería marcarse desde ya el objetivo de alcanzar la final y por supuesto ganarla. No es ninguna quimera porque creo que estos jugadores tienen títulos en sus botas. Sólo hace falta que se lo crean.

    Gabon ona pasa eta urte barri on.

    Hypnos

    ResponderEliminar
  3. Ya ves Iñaki, hasta a alguien como Hypnos le han convencido de que al tran-tran llegaremos a la final de Copa de abril.

    Esperemos que el 2012 nos traiga las alegrías que esperamos en lo futbolítstico.

    Tampoco hay tantas cosas que pulir, un poco de velocidad, mejorar la portería y defender bien a balón parado.

    Lo comentaremos.

    Bitartean, jaiak ondo pasa eizuez.

    ResponderEliminar

Este blog lo hacemos entre todos, por lo que no sólo se agradece tu opinión, sino que es necesaria para enriquecerlo. Los comentarios, una vez enviados, se publican automáticamente, no están moderados y aunque en cinco años no ha sido necesario, nos reservamos el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje inapropiado, spam o resulten ofensivos.

Aldez aurretik, eskerrik asko. Gracias por anticipado.